Congestión de Tránsito y su relación con los Impuestos

Hace tres años tenia que transitar una distancia de 5km para llegar de la casa a la oficina y eso me tomaba 12 minutos. Hoy, tres años después, esa misma distancia me toma 30 minutos. ¿Qué está pasando? Hacerme esta pregunta me llevó a ver y unir los siguientes datos:

El aumento en el consumo de combustible ha aumentado más que el doble del incremento en el parque vehicular.

En los últimos 5 años el parque vehicular de la República Dominicana ha crecido en promedio 6.0%. Según estadísticas de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), hasta el año 2017 teníamos circulando 865,186.00 automóviles y 419,442 vehículos tipo jeep o jeepetas como comúnmente se conoce. Eso sin contar los demás vehículos de motor como motocicletas, autobuses, vehículos de carga, etc. El 24.6% de todos los vehículos se encuentran concentrados en el Distrito Nacional y 16.4% en Santo Domingo. Entiendo que este incremento se debe en gran medida a las ferias de vehículos que realizan los distintos bancos comerciales el país a lo largo del año y las facilidades que ofrecen.

¿Cómo se traduce eso en el consumo de combustibles? Según datos del Ministerio de Industria y Comercio, analizando únicamente el consumo en galones de gasolina premium, gasolina regular, gasoil premium y gasoil regular, en el año 2017, su consumo creció en promedio 14% con relación al año 2016. Es decir que el aumento en el consumo de combustible ha aumentado más que el doble del incremento en el parque vehicular. Esto sin contemplar el uso del gas, ya que también se le da uso doméstico.

Adquirir un vehículo es cada vez mas caro, no solo por el precio de compra, sino más bien por el consumo de combustible y tiempo que tardamos en trasladarnos de un punto a otro, ademas de que con el tiempo, tener un vehículo privado no nos va a resolver el problema de transporte. Vamos a terminar estando como en Costa Rica o Colombia donde los vehículos privados tienen limitación para cirtular ciertos días especificos.

Que haya más vehículos circulando, cuando las vías siguen siendo las mismas, tiene impacto directo en los impuestos:

Sabemos que el galón de combustible tiene un precio que aproximadamente el 50% corresponde a impuestos, pero con la congestión del tránsito, se consume cada vez más, con lo cual pagamos más impuestos a través de los combustibles.

Según la regla de oferta y demanda, cuando un bien es escaso, o su demanda aumenta mas que lo que se puede suplir, ese bien tiende a aumentar su precio. En el caso que nos ocupa, el bien serían las vías y el precio sería el impuesto de circulación, el cual no me sorprendería que tienda a subir, especialmente si el parque vehicular sigue aumentando como lo ha hecho en los últimos 5 años.

4 Comments

  • Marco Antonio

    octubre 25, 2018, 11:08 am

    Muy buen análisis, lastima que el dominicano promedio, no logra entender ese tipo de situaciones……

  • Ana Paulino

    octubre 25, 2018, 3:25 pm

    Excelente. Tenía mis sospechas. Gracias Ana por valiosa información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *